“En menos de tres años podríamos mostrar una aplicación práctica de energía geotérmica en Chile”

Jueves Minero
Tipografía

Expuso ayer en el IIMCh el Subdirector Nacional de Geología del Servicio Nacional de Geología y Minería (Sernageomin), Luis Ignacio Silva.

En el marco del ciclo  de conferencias “Jueves Mineros”, el Subdirector Nacional de Geología del Servicio Nacional de Geología, Luis Ignacio Silva expuso en el IIMCh su charla titulada “Geología al Servicio del Desarrollo del País" en la cual contó los diversos avances  que ha tenido el Servicio en los últimos seis años.

El geólogo Luis Ignacio Silva, explicó ante todo que los progresos que ha tenido  Sernageomin han surgido luego de los fenómenos naturales que ha experimentado el territorio chileno en los últimos años, tales como el terremoto del 27/F y la erupción del volcán Chaitén en el año 2008.

Gracias a este paradojal  fenómeno, Chile hoy cuenta con mayores recursos para  hacer frente a las necesidades de investigación geológica  y planes de  desarrollo. Entre ellos, Silva informó a quienes acudieron a la sala de conferencias del Instituto, sobre la creación de una Red de Vigilancia Volcánica gestada por el Sernageomin, y que permite en la actualidad monitorear la actividad de 34 volcanes activos que podrían afectar a la población en caso de comenzar una actividad eruptiva.cuerpo silva

Durante su exposición Silva indicó que actualmente este servicio está  trabajando  para  entregar más apoyo a la ciudadanía  constituyéndose en un aporte en varias ciudades del territorio nacional.

Por otro lado, el subdirector Nacional de Geología del Sernageomin  precisó que el organismo cuenta hoy con un  Plan Nacional de Geología para el periodo 2011- 2020, y que entre otras cosas, le permitirá realizar una cobertura de cartografía geológica temática digital desde  Arica hasta la Undécima región.

Silva explicó que esta área fue seleccionada pues es la que concentra  el mayor número de habitantes del país. Además, a través de este plan se podrá dar respuesta a una creciente demanda informativa sobre los terrenos con mayores recursos minerales, hídricos y energéticos. Luis  Ignacio Silva, quien también es socio del IIMCh, sostuvo que con ello se proponen contribuir a la planificación territorial, a la prevención y mitigación de riesgos geológicos; al tiempo que ayudará a la toma de decisiones sobre la gestión territorial, tanto políticas, sociales como económicas y de  forma oportuna e informada.

Desarrollo Estratégico

Desde el desastre de los 33 mineros en 2010, Sernageomin pasó de tener 9 inspectores en todo el país a un total de 50 en la actualidad. Mientras que el número de geólogos aumentó de 20 a 100. Este ampliación de personal, junto con la compra de mayor equipamiento y el crecimiento en regiones, se ha materializado en diferentes proyectos que buscan sacar mayor provecho a los recursos que tiene el país.

Un ejemplo es el uso directo de la geotermia en Chile. Silva explicó que existen capitales alemanes que están impulsando al Servicio a encontrar lo antes posible las áreas que permitan desarrollar un proyecto geotérmico.

Chile se ubica en el “cinturón de fuego del pacífico” y las zonas más posibles según los estudios realizados a esta ahora serían las regiones de la Araucanía, de los Ríos y de los Lagos.

Ante esto, la etapa en que se encuentra el Servicio en este campo es en la capacitación de sus profesionales, evaluación del potencial geotérmico, así como la investigación y elaboración de material con información relevante para incentivar a que las empresas desarrollen actividades de exploración y explotación geotérmica en Chile.

“En nuestro programa de geotermia está contemplado hacer este mismo año un sondaje en una de las zonas posibles, que se encuentra cercana a Temuco (una ciudad con problemas de contaminación por la calefacción a leña), posteriormente haríamos una correcta evaluación. En tres años yo creo que tendremos algo práctico para mostrar” desclasificó Silva.

Otro ejemplo el desarrollo estratégico que busca Sernageomin para el país es el modelo de extracción del oro de rocas metamórficas que se encuentran en el sur del país. En el período colonial estos eran lavaderos de oro y ahora el Servicio está buscando apoyo logístico y know how en Canadá que tiene más experiencia al respecto.

“A las empresas grandes no le interesa un yacimiento donde puedan obtener menos de 5 o 10 millones de onzas de oro, sin embargo, las 100-150 mil onzas que hay en estas zonas, que yo sé que es un material de fácil lexiviación con oro libre, se pueden desarrollar por la mediana-pequeña minería con el precio actual” concluyó Luis Ignacio Silva sobre esta oportunidad que está buscando el Servicio.

Finalmente, Silva manifestó que es un privilegio, tanto para él como para el personal, haber sido invitado a exponer frente a la especializada audiencia que convoca el Instituto de Ingenieros de Minas de Chile sobre lo que se está haciendo en el Servicio.